viernes, 11 de enero de 2013

Ruleros



La cantidad de peinados que se pueden hacer con los ruleros es ilimitada ya que varía según  la medida, la inclinación y forma de colocarlo. Se puede usar tanto en cabellos cortos como largos. Para permanente o para peinar.


La medida del rulero
Define el tamaño de la onda, siendo rulos chicos y bien tupidos cuando el rulero es de diámetro chico; y ondas poco marcadas con el rulero mas grande.

La inclinación al colocarlo
Define el volumen del peinado: si inclino bien hacia delante, consigo mas volumen; de lo contrario cuanto mas hacia atrás (o “aplastado”) lo coloque del cuero cabelludo, mas chato queda el nacimiento de la onda. También puedo colocarlo al revés, como apoyado sobre el pelo, logrando un efecto de vacío.

Si además combinamos estas opciones, podemos hacer prácticamente cualquier peinado: Usarlo sólo en puntas, flequillos, dar volumen en cabellos lacios, o terminaciones de peinados.


Acá armé un gráfico de la relacion inclinación/volumen:
 
 
 

Además, la técnica de colocar ruleros es lo primero que aprendí, y ahora me sirve para empezar cortes o peinados, porque el profesor directamente me dice “agarramos el mechón como para colocar un rulero”; “calculamos la medida de 2 ruleros”; “dividimos la cabeza como para la colocación de ruleros”; etc.


Lo que me resulta difícil es que en la colocación podés estar trabajando 1 hora en una cabeza  y no sabés si lo hiciste bien hasta el momento de sacarlos, porque recién ahí podés comprobar si la técnica utilizada era como el peinado planeado… 
Esto de que la experiencia no se estudie, sino se gane a prueba y error me cuesta, sobre todo porque el error puede ser en cabeza ajena.!!! 

Eso sí, confieso que soy una afortunada estudiante de peluquería con muchos “valientes” dispuestos a prestarse para mis prácticas. Otro día hablaré de ellos...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada